Boletín de información empresarial

Te enviamos, periódicamente,  por correo electrónico noticias de interés



Provisiones y contingencias

Nostrum

Las provisiones son los pasivos indeterminados en su importe o en la fecha de cancelación. Se recogen en la norma 15 del Plan General de Contabilidad y en la norma 17 del Plan de Pymes.

Provisiones son pasivos que cumplen con los requisitos para su contabilización.

Contingencias son las obligaciones que no cumplen los requisitos de reconocimiento de los pasivos. De estas hay que informar en la memoria.

Sumario

1. Reconocimiento

2. Valoración


1. Reconocimiento

La empresa reconocerá como provisiones los pasivos que, cumpliendo la definición y los criterios de registro o reconocimiento contable contenidos en el Marco Conceptual de la Contabilidad, resulten indeterminados respecto a su importe o a la fecha en que se cancelarán. Las provisiones pueden venir determinadas por una disposición legal, contractual o por una obligación implícita o tácita. En este último caso, su nacimiento se sitúa en la expectativa válida creada por la empresa frente a terceros, de asunción de una obligación por parte de aquélla.

En la memoria de las cuentas anuales se deberá informar sobre las contingencias que tenga la empresa relacionadas con obligaciones distintas a las mencionadas anteriormente.


2. Valoración

De acuerdo con la información disponible en cada momento, las provisiones se valorarán en la fecha de cierre del ejercicio, por el valor actual de la mejor estimación posible del importe necesario para cancelar o transferir a un tercero la obligación, registrándose los ajustes que surjan por la actualización de la provisión como un gasto financiero conforme se vayan devengando. Cuando se trate de provisiones con vencimiento inferior o igual a un año, y el efecto financiero no sea significativo, no será necesario llevar a cabo ningún tipo de descuento.

Saber más


Diseño web Hacce Soluciones TIC